¿Tienes una idea de cuanto influye la Luna en tu vida?

Una de las teorías mas aceptadas del nacimiento de la Luna es la llamada, teoría del gran impacto. Esta dice, que la joven tierra y el planeta del tamaño de Marte llamado Thei, experimentaron una colisión de estrellas que alteró nuestra galaxia para siempre y da nacimiento a nuestra increíble y hermosa Luna, que vive a solo 380 mil km de distancia de la Tierra.

 

La Luna llena es el indicador de muchos de los habitantes marítimos para procrear, los calamares por ejemplo, hacen el amor cada que ocurre el fenómeno convirtiéndose en un ritual que se une a otros tantos realizados por pájaros,  tortugas y jaguares. 

Desde la astronomía hermética, la luna tiene una conexión con las emociones, la sensibilidad y las pasiones. Parejas de todo el mundo, sienten una enorme dosis de dopamina dado que todos estos factores están unidos a los ciclos lunares. 

 

 

En Hong Kong cada octubre durante tres días, se celebra por la existencia de la Luna llena,  ya que se le reconoce como fuente de pasión y de poder.  En algunas partes de África, se cree que la Luna es el esposo de todas las mujeres- “Él” decide cuando y a que edad, sus esposas pueden pueden procrear, también es quien les muestra el camino de la feminidad a través del amor.

En la mayoría del mundo la asociación de la luna ha sido femenina; en muchas religiones existen diosas lunares que fungen la labor de directrices y compañeras de la noche mientras que en la alquimia, se cree que la luna es esposa del sol.

 

La Luna no será Luna

sin corazones que amen;

sin pensamientos que vuelen

y sin poetas que canten.

Mariano Estrada

 

La luna llena ocurre hasta trece veces al año y tiene una duración de tres días, esta fase lunar para muchas religiones, se ha asociado con la fertilidad, el amor y el sexo. La luna purificadora y esclarecedora proporciona un clímax de plenitud en la pareja, siendo el momento ideal para purificar los cristales y unirse en comunión con el ser amado. También está relacionada con la parte mas maternal de la feminidad, reconocida por la madre bondadosa:  Isis, Tonantzin, Shakti, Pachamama, Tara, entre otras.

 

La luna nueva simboliza nuevos comienzos y fortaleza; la parte oscura de la Luna, nos hace sentir la noche velada en el misterio, ya que es el lado, el que se sitúa en el lado opuesto de la madre bondadosa representada por la madre devoradora: Tlalli, Cali, Hécate y Deméter, también asociadas a las diosas de la medicina. Esta etapa es propicia para descansar y planear, en el amor da pie a nuevos retos y en  la creatividad, se convierte en la mejor aliada.

 

 

La luna creciente representa la vida misma evolucionando. La armonía de esta, permite exploraciones profundas para la pareja y el individuo. Esta representada por Sofía, la proyección del anima y representa el conocimiento y la intelectualidad. Este es un buen tiempo para meditar y explorar diferentes aspectos de evolución.

 

La luna menguante simboliza aquello que decae, el cansancio la muerte misma y representa la purificación en el proceso de sanación y de individualidad. En estas fechas se libera la energía que ya no nos pertenece y permite renovarnos para la próxima lunación. Ella se sitúa en el opuesto de Sofía, representando a la proyección ilusoria del anima, lo superfluo, todo lo correspondiente al cambio y la destrucción generadora de creación.

 

Existen casos especiales y lunas muy especificas que son de gran atención, entre ellas están: Las super lunas, los eclipses, la luna de sangre y la luna azul, cada uno asociado a un símbolo.

 

 

Las super lunas ocurren cuando podemos ver este astro mucho más cerca de lo que en general lo vemos y se determina como augurio de prosperidad y magia.

Por su parte, los eclipses, han sido considerados funestos en muchas tradiciones, también, se les denomina conductores de energía en caso de que se quiera entablar conversaciones con ancestros y ensoñar.

La Luna de sangre, por otro lado, es un fenómeno bastante regular que simboliza una exaltación en los impulsos salvajes. La Luna Azul, del próximo miércoles 31 de enero, es un fenómeno astronómico que ocurre cada 150 años y produce un efecto semi-acuático en las emociones de las personas, evento que viene seguido de salud y un profundo análisis de las emociones.

La Luna esta altamente relacionada con el ser humano, desde siempre, sus misterios han sido inspiración de cientos de escuelas y grupos herméticos que han estudiado sus misterios.

La Luna tiene un lado oculto al igual que nosotros y es una gran experiencia conocer sobre ella. Y tú ¿sabes dónde esta tu luna?.

 

Por Daniela Luna

Related Posts